**Encuentro Chihuahua, grilla con dinero público *Corral busca mantener protagonismo nacional *Izquierda y derecha cocinan un engendro con tal de ganar *Manlio Fabio ¿para quién juega? *Madero, del “pacto por México” a la “oposición” *El enemigo ya no es el PRI, es AMLO *¿Qué se presumirá en el informe? *Barousse, con el agua al cuello *Cobach, un pozo viscoso de grillas e ineptitud

1081

El “Encuentro Chihuahua, problemas contemporáneos de México” congregó a los líderes de algunas de las principales corrientes políticas en el país, con el objetivo evidente pero no dicho de conformar un frente que pueda hacerle frente al crecido Andrés Manuel López Obrador.

 

Hay muchas lecturas del evento. La que como chihuahuenses más nos concierne es ¿por qué se organizan eventos con clara intención electoral con dinero público y en horario en el que deberían atender los problemas de Chihuahua que no son pocos ni son sencillos.

 

Otro es la incongruencia que reluce en el discurso pues ¿cómo se articulará un proyecto político, económico y social que concilie los puntos de vista de espectros tan distantes? ¿Qué postura tendrán los abanderados ante temas torales como el respeto a la diversidad sexual, la lucha contra el crimen y la desigualdad o el modelo económico? ¿Realmente no hay diferencias de doctrina? Quizá, pero lo que les importa es la coincidencia de intereses.

 

Visto de esta manera, parece claro que a las fuerzas cada vez les importa menos impulsar una agenda, una ideología y un proyecto, algo que no es nada nuevo, pero que ahora tiene tintes de descaro más evidentes. Al parecer la lucha de las próximas elecciones serán entre dos grandes bloques: por un lado AMLO y los exiliados del PRI, y por el otro PAN, PRD y una parte del PRI.

 

En este contexto, llama la atención el respaldo del maltratado priista Manlio Fabio Beltrones a esta coalición pues no se sabe hasta qué punto representa los intereses y mentalidades de la dirigencia tricolor. También destaca que la “oposición” no sea más hacia el PRI, a quien todo mundo ya da por muerto pese a que gobierna, sino a Morena, el proyecto que les quita el sueño.

 

Llama también la atención que en un contexto tan complejo como el de Chihuahua, el gobernador Corral se aviente un clavado a lo electoral. Por un lado, esto mete ruido ne el clima político de Chihuahua, pero por otro también brinda respaldo y presencia en el ámbito nacional al mandatario chihuahuense, algo muy necesario para impulsar desde presupuestos hasta órdenes de aprehensión contra prófugos y saqueadores de los que abundaron.

 

Todo es mensaje. Así se pudo leer a Corral con Cárdenas, Anaya y Barrales a sus lados, a “independientes” como Emilio Álvarez Icaza, quien también trae un interés político reconocido, y la presencia de casi todo el gabinete. Para cerrar nos quedamos con la reflexión ¿es AMLO el gran enemigo contra el que hay que sumar fuerzas para descarrillar a toda costa? ¿Qué no era el PRI y sus mañas?

 

Hablando de desafíos, están varios puntos rojos pendientes como la inseguridad, el embarazo de adolescentes, el hecho de que Chihuahua es el tercer lugar nacional en desnutrición y sólo hay pocas buenas noticias como las presas llenas de agua y la caída, lenta pero sólida, de funcionarios de la anterior administración.

 

¿Cómo se reflejarán estas acciones, más mediáticas que otra cosa, en el primer informe? ¿Habrá un apartado de rateros de cuello blanco capturados? ¿Qué obra pública o acciones concretas serán presumidas? ¿Qué la mitad del gabinete son mujeres (cercanas al poder, al resto las asesinan)?

 

Hablando de persecución, a quien ya está llegándole el agua a los aparejos es a Christopher James Barousse, un personaje hundido en señalamientos de transas, algunos plenamente probados como los cheques que recibieron él y su mamá de las arcas estatales, sin justificación alguna, así como la contratación de su padre como proveedor. En el PRI nacional lo saben y quieren hacerlo a un ladito del protagonismo que ha agarrado, no se verá bien tras las rejas.

 

Otra área que no da resultados, sólo broncas, es el Colegio de Bachilleres, cuyos más de 50 mil alumnos podrían no regresar a clases si se cumple el emplazamiento a huelga para el próximo 17 de agosto. Ya la han cantado mucho, y ahora amagan con jalar apoyo del sindicato nacional del Cobach y de otras áreas sindicales de gobierno. Armarla en grande, pués. A Ortuño le ha quedado chico el saco.

Escribe tu comentario

Comentarios