Si es narco, presidente filipino ordena matar a su hijo

1404

El presidente filipino Rodrigo Duterte ordenó a la policía matar a todo involucrado en el tráfico de drogas, incluido a su propio hijo Paolo.

Lo anterior si se confirman las acusaciones en su contra de que está involucrado con el narcotráfico.

“Mi orden fue: si alguno de mis hijos está (involucrado) en las drogas, mátenlo, así la gente no puede decir nada en mi contra”, afirmó ante las acusaciones del senador filipino Antonio Trillanes IV de que el hijo mayor del presidente formaba parte de una banda que trafica drogas.

El hijo mayor del presidente compareció a principios de mes ante una comisión de investigación del Senado para explicar las acusaciones hechas por el legislador Trillanes.

En una reunión con funcionarios de gobierno en la sede de la Presidencia, Duterte señaló que su lucha contra las drogas sigue firme y acabará con cualquiera que esté involucrado, incluso contra su hijo Paolo, vicealcalde de la ciudad de Davao, si se confirma que está involucrado con drogas.

El mandatario filipino, quien desde su llegada al poder en junio de 2016 emprendió una dura campaña antidroga, que ha dejado miles de muertos, reveló que incluso le había informado a su hijo sobre la orden de matarlo que dio a la Policía Nacional Filipina (PAN, por sus siglas en inglés).

Le dije a Pulong: Mi orden es matarte si eres atrapado, y yo protegeré al policía que te mate, si es verdad “, indicó Duterte en referencia al sobrenombre con que es conocido su hijo, según un reporte de la edición web del diario Inquirer.

Paolo Duterte, así como el yerno del presidente, el abogado Manases Carpio, son acusado de mantener vínculos con una red transnacional china que trafica metanfetamina cristalina a través de la Oficina de Aduanas de Filipinas.

Ambos han negado las acusaciones, alegando que son infundadas y basadas en rumores.

Escribe tu comentario

Comentarios