Recomienda IMSS realizar tamiz auditivo a los recién nacidos

2875

Una audición normal es necesaria para que los bebés desarrollen su intelecto y lenguaje en forma apropiada.

Estadísticas mundiales indican que 3 de cada 1000 recién nacidos padecen de sordera o hipoacusia (disminución de la audición) en grados variables. Salvo que se realice una prueba específica, estas alteraciones en la audición pasan desapercibidas y el diagnóstico se hace en forma tardía, con todas las implicaciones que ello conlleva en el desarrollo intelectual, social y emocional del niño. Por eso es de suma importancia realizar el Tamiz Auditivo”, comentó la directora del Servicio de Neonatología del hospital Médica Sur.

El propósito del Tamiz Auditivo es detectar en forma temprana los problemas de audición para tener un diagnóstico y tratamientos oportunos, que a su vez permitan desarrollar el potencial genético del bebé para que tenga una vida plena con todas las posibilidades dentro de su entorno social y familiar.

En México cada año nacen 4 mil niños con sordera. A partir de 2007 se publicó en el Diario Oficial de la Federación, el derecho del recién nacido a una detección oportuna de la sordera desde los primeros días de nacido. En octubre de 2011, el Senado de la República aprobó una reforma a la Ley General de Salud en la que se estípula la obligación de aplicar “la o las” pruebas de Tamiz Auditivo.

Esta es una prueba neonatal sencilla y rápida que sin causar dolor o molestia alguna al recién nacido, permite valorar la audición en neonatos. Se puede realizar mediante el empleo de emisiones otoacústicas y/o con potenciales evocados del tallo cerebral. Lo potenciales evocados auditivos de tallo cerebral son más sensibles y específicos para la detección de hipoacusia y sordera. Se valora tanto la vía periférica como la central, por lo que se considera la técnica de elección para el tamizaje auditivo.

En el hospital Médica Sur se cuenta, desde el 1° de abril del 2010, con el mejor equipo para la valoración de la audición de los recién nacidos, utilizando los potenciales evocados de tallo cerebral y si es necesario la combinación con emisiones otoacústicas. Este estudio es confortable, confiable y certero y tiene una duración aproximada de 10 a 20 minutos. El estudio se recomienda para todos los recién nacidos, quienes son además valorados por un médico especialista en audiología.

Con el objeto de ofrecer esta herramienta diagnóstica a más bebés aunque no hayan nacido en el hospital, Médica Sur y el Servicio de Neonatología, ofrecen el Tamiz Auditivo a bebés “externos” entre los 0 y 3 meses de edad.  

Escribe tu comentario

Comentarios

No hay comentarios

Dejar una respuesta