Conecta con nosotros

Slider Principal

A casi un mes de su captura, Emma Coronel, renunció a su audiencia preliminar

Emma Coronel Aispuro, casi un mes presa en Virginia y acusada por cargos relacionados con narcotráfico, decidió renunciar a su derecho de audiencia preliminar, según un documento presentado ante la Corte del Distrito de Columbia.

La esposa de Joaquín Guzmán Loera, el Chapo, firmó la declinación junto con su abogado, Jeffrey Licthman, donde manifiesta haber entendido que se le acusa penalmente y que ha sido notificada de sus prerrogativas.

“Estoy de acuerdo en renunciar a mi derecho a una audiencia preliminar bajo Fed. R. Crim. P. 5.1 o Fed. R. Crim. Pág. 32.1”, se lee en el documento de una página que fue turnado este 19 de marzo.

Según las Reglas Federales de Procedimiento Criminal, hay una suma de hasta 14 razones por las cuales Emma Coronel y su defensa acordaron renunciar a su audiencia preliminar. Pero en estricto sentido, las estipulaciones 5.1 y 32.1 apelan a cambiar de adscripción para que la acusada comparezca o ganar tiempo y decidir cómo proceder.

La examinación de un juez debe ocurrir 14 días después de la audiencia inicial, como en este caso, porque la acusada está detenida. Sobre ampliar el periodo, se debe demostrar una buena causa, en relación con el interés público de llegar a una pronta resolución del caso.

De modo que la esposa del Chapo ha renunciado a una comparecencia donde pudo haber interrogado a testigos que la incriminan, incluso, presentar evidencia, pero sin objetar los datos por los cuales fue arrestada. Cabe destacar que todo lo que hubiese sucedido en esa comparecencia habría de ser registrado y estado disponible al público, con un pago de por medio.

En cambio, puede que Coronel Aispuro esté preparando una declaración o, por el contrario, se niegue a proporcionarla y la imputada sea sancionada por ello.

“Si una de las partes desobedece una orden de la Regla 26.2 de entregar una declaración a la parte, el juez de instrucción no debe considerar el testimonio de un testigo cuya declaración se retiene”, asegura el párrafo (h) de la disposición 5.1.

Por otra parte, es posible que no se requiera de una modificación si la reparación buscada por el gobierno es favorable para la persona en prisión. Sin embargo, también existe la posibilidad de que ella coopere con las autoridades, según la narrativa filtrada a diversos medios en EEUU.

Coronel Aispuro es imputada por cargos de conspiración para importar heroína, cocaína, marihuana y metanfetaminas. Si es declarada culpable, pagaría un mínimo de 10 años en prisión y una sentencia máxima de cadena perpetua, además de una multa de hasta USD 10 millones.

De acuerdo con la acusación del caso 1:21-mj-00240, fue mensajera de su esposo Joaquín Guzmán Loera y conspiró para el envío de narcóticos hacia EEUU, ambas acciones, entre 2012 y 2017. Además de planear la fuga del Chapo en 2015, en señalamientos directos del padrino de una de sus gemelas: Dámaso López Núñez, el Licenciado, lugarteniente de Guzmán Loera.

Según la declaración jurada del agente especial del FBI, Eric S. McGuire, la acusación se sustenta en revisiones a miles de comunicaciones interceptadas, interrogatorios a más de cien miembros y ex integrantes del Cártel de Sinaloa, además otro colaborador (un prolífico narcotraficante que movió cocaína para la organización).

Sin embargo, fue el “socio de alto rango” del Chapo quien ofreció la mayor parte de información sobre las presuntas conspiraciones criminales de su propia comadre para el tráfico de narcóticos; con ella planeó, además de los hijos de Guzmán Loera, la fuga del penal del Altiplano en 2015.

Así como están los señalamientos en la acusación presentada el 17 de febrero pasado ante el Distrito de Columbia, también están de forma idéntica los mismos testimonios de López Núñez, quien declaró el 22 y 23 de enero de 2019 en la sala 8D de la Corte del Distrito Este de Nueva York en el llamado “juicio del siglo”.

Tras ser arrestada en el aeropuerto internacional de Washington-Dulles el 22 de febrero reciente, fue presentada en la Corte del Distrito de Columbia un día después, donde se determinó que siguiera en prisión preventiva. En la comparecencia aseguró que entendía los cargos. Está presa desde hace 25 días en en el Centro de Detención de Alexandria, Virginia, junto con unos 350 reos más.

Infobae México consultó a los defensores Mariel Colón Miró y Jeffrey Lichtman acerca de la renuncia a audiencia preliminar, pero no se obtuvo respuesta oportuna.

Fuente: Infobae

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo
Publicidad

Slider Principal

Baja positividad de Covid a mínimo histórico en CDMX

Una vez más el semáforo epidemiológico de la Ciudad de México se mantiene en naranja (de alerta alta de contagio) para la siguiente semana, siendo uno de los ocho estados en esa posición actualmente.

Eduardo Clark García, director general de Gobierno Digital de la Agencia Digital de Innovación Pública (ADIP), reiteró que el semáforo sanitario seguirá en ese color y con el mismo lema “sin bajar la guardia”.

En ese sentido, reveló que hay una mejoría en cuanto al número de hospitalizaciones, y en comparación con semanas anteriores, así como una reducción en la atención de personas que marcan al 911.

En el caso de las personas sospechosas registradas en el sistema, se detectaron 122,365, una cifra que se mantiene en declive.

Afirmó también que el nivel de positividad se ha mantenido estable en la última semana, pues marca un 12.5% en los últimos siete días, es decir que, entre 100 personas que se hacen la prueba al menos 12 salen positivas. “Es el número histórico más bajo a la fecha”.

Los indicadores reflejan buenos resultados, ya que el pasado viernes 12 de marzo se registraron 4,049 personas internadas en la Ciudad de México y a la fecha suman 3,649 personas, lo que mostró una disminución aproximada de 400 personas.

Mientras que en el Valle de México también se reportó una baja de accesos en las clínicas al pasar de 5,388 personas hospitalizadas a 4,786, es decir, más de 600 menos que lo que se dio a conocer hace una semana.

Siguiendo la misma línea del proyecto de “reactivar sin arriesgar”, para abrir paulatinamente negocios y mejorar la economía de Ciudad, Eduardo Clark reiteró que seguirán las mismas actividades; sin embargo, el único cambio es que habrá una modificación en comercios al menudeo a partir de la próxima semana.

Por ello, Clark García dio a conocer que éstos podrán operar a partir de las 9:00 horas, luego de que desde semanas pasadas se autorizaba su apertura a las 11:00 horas.

Por su parte, la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, destacó entre otras cosas, que la CDMX se encuentra más cerca del semáforo amarillo, pues las cifras han mejorado.

“Siguen bajando las hospitalizaciones a una velocidad menor, pero siguen bajando. La orientación es que sigamos cuidándonos a pesar del proceso de vacunación y si salen de vacaciones no bajar la guardia”, dijo.

A la fecha hay 590,327 personas que dieron positivo al COVID-19 en la CDMX y más de 38,000 decesos.

En cuanto a las 21 entidades que se rigen con el color del semáforo amarillo son: Baja California, Baja California Sur, Chihuahua, Coahuila, Sinaloa, Durango, Tamaulipas, Zacatecas, Nayarit, Jalisco, Colima, Aguascalientes, Michoacán, Guerrero, Tlaxcala, Hidalgo, Veracruz, Quintana Roo y Guanajuato, San Luis Potosí y Nuevo León.

Mientras que en naranja, que son ocho estados actualmente se ubican: la Ciudad de México, Estado de México, Morelos, Puebla, Querétaro, Oaxaca, Tabasco y Yucatán. Los tres estados restantes en verde son: Sonora, Chiapas y Campeche.

Debido a que las actividades se mantendrán sin cambios, hay que recordar que la semana pasada se consideró ampliar el horario en restaurantes con un cierre hasta las 23:00 horas y se permitirán mesas de hasta seis comensales.

Además, se dio a conocer la apertura de casinos y boliches, pero con estrictas medidas de seguridad y un horario de operación hasta las 20:00 horas.

También se autoriza el programa reabre, es decir, bares y cantinas podrán operar como restaurantes, siempre y cuando se encuentren al aire libre.

Fuente: Infobae

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo

Opinión

No me leas sin cambiar. Por Itali Heide

<A mí me pasó>, dijo una voz. <A mi también>, contestó otra. <Me sucedió algo similar>, ella confesó. Las voces fueron creciendo en magnitud y fuerza, hasta que se convirtió en un arma poderosa: la empatía. Sí, a todas nos ha pasado. En el espectro de violencia y discriminación de género, absolutamente todas las mujeres hemos ocupado un lugar.

Las <afortunadas> (léase con sarcasmo) estarán sometidas al menor de los males: piropos en la calle, atención no solicitada, brechas salariales, chismes, comentarios inapropiados en el trabajo, miradas con morbo, comentarios vulgares. Sin embargo, la gran mayoría de las mujeres no experimentan solamente el hostigamiento superficial. Sistemáticamente, las mujeres, especialmente las que se encuentran en situaciones vulnerables de pobreza y violencia, tienen problemas de acceso a la educación, falta de autonomía corporal, falta de representación política y falta de protección legal. Más allá del sistema, vivimos en un país donde el machismo está presente en nuestro día a día. Un país donde los feminicidios son cosa de cada día, donde las niñas y los niños son violados, donde el abuso físico, mental y sexual es una condición inevitable por el simple hecho de nacer mujer.

¿Lo anterior? No me lo saqué del aire, no son suposiciones, ni siquiera hemos entrado a los datos duros. El INEGI encontró en 2020 que el 9% de los hogares en México se vieron afectados por la violencia familiar. Redondeando, casi uno de cada diez. UNO de cada DIEZ. ¿A cuántas familias conoces? Cuéntalas, y luego con mirada retrospectiva pregúntate: ¿qué señales ignoré? Lo más difícil es aceptar la realidad de la violencia hacia las mujeres y los niños en la vida cotidiana. Nuestra banalidad ideológica nos ruega cambiar de percepción, incluso cuando alguien que nunca pensaste que fuera capaz de ejercer violencia, ya sea emocional, física o sexual, es denunciado por estos mismos actos.

Es ahora cuando la culpa colectiva se vuelve individual: <¿por qué nunca dije nada?>, <¿por qué no lo vi venir?>, <¿por qué ignoré los memes machistas, las bromas pesadas, los comentarios vulgares?>. Porque así nos han criado, simple y sencillamente. Los niños de los noventa y la generación Z somos los primeros en desafiar colectivamente el <así siempre se ha hecho y así lo seguiremos haciendo> con educación basada en la inclusión y la igualdad. No fuimos los primeros, ya que recordamos a todos aquellos que lucharon por los derechos que hoy tenemos garantizados, pero definitivamente no seremos los últimos. Todavía no estamos donde necesitamos estar, y no llegaremos en bastante tiempo (ojalá aún estemos con vida para presenciarlo), pero lo mejor es que podemos cambiarlo. Lo repetiré para que quede claro: podemos cambiar el mundo.

No podemos obligarlos a que dejen la ignorancia y encuentren la fuerza y la empatía a través de la introspección. No podemos hacer que acepten, se preocupen o hagan algo por los problemas a los que se enfrentan millones de personas cada día. Mucho menos podemos cambiarlos, al menos que ellos realmente quieran cambiar (una hazaña casi imposible para los que le temen a la alteración). Un efecto secundario común del privilegiado es la ceguera ante la realidad y, por desgracia, demasiadas personas encuentran la paz negándose a reconocer la necesidad de cambio radical.

De veritas, no es tan difícil de hacer. Es tan fácil como reconocer el problema y responsabilizarse (individualmente y colectivamente). Las personas con integridad harán que sus amigos se responsabilicen de sus acciones. Reclamarán cuando se hagan comentarios indignos, dejarán de encubrir a abusadores, incluso se enfrentarán a su propia misoginia interiorizada.

Cuando la gente cambia, también debe hacerlo el sistema que nos gobierna. No podemos proporcionar seguridad a los vulnerables a menos que nos impliquemos todos, exigiendo un cambio en el enfoque cultural que encasilla a hombres y mujeres, el cual los ha considerado por siglos alfa y beta, amo y sumiso, proveedor y cuidador. Somos diferentes, sí. Pero no porque tú seas hombre y yo sea mujer. Somos diferentes porque tu eres un ser humano, y yo soy otro.

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Facebook

Publicidad
Publicidad

Lo más visto