Conecta con nosotros

Deportes

Colapsa la Superliga tras retiro de los 6 clubes ingleses

LONDRES (AP) — La Superliga colapsó el martes, antes de que se diera un solo puntapié a un balón en este proyecto de torneo de elite, el cual fue abandonado en la jornada por los seis clubes ingleses que lo impulsaban originalmente.

Así, los conjuntos de España e Italia quedaron como los únicos que encabezaban la iniciativa, aunque ahora la están replanteando.

Arsenal, Chelsea, Liverpool, Manchester United, Manchester City y Tottenham se apartaron del grupo de 12 clubes impulsores, en medio de las distintas críticas al proyecto. Incluso el gobierno británico advirtió con una legislación para impedir que se realizara esta competencia escindida respecto de los certámenes tradicionales en Europa.

El proyecto de la Superliga fue encabezado por Florentino Pérez, el presidente del Real Madrid, a quien se sumaron los dirigentes del Barcelona y del Atlético de Madrid en España, así como de la Juventus, el Milan y el Inter en Italia.

Pero este certamen, que rivalizaría con la Liga de Campeones organizada por la UEFA, parece ahora inviable, luego del éxodo de los clubes de la Liga Premier, la más rica del mundo.

Los organizadores restantes del torneo se mostraron desafiantes, al aseverar que se había ejercido “presión” sobre los equipos ingleses. Insistieron en que la propuesta cumplía con las leyes y advirtieron que podrían revivirla en alguna forma.

Pero “dadas las circunstancias actuales, debemos reconsiderar los pasos más apropiados para dar nueva forma al proyecto, teniendo en mente siempre nuestras metas de ofrecer a los aficionados la mejor experiencia posible, mejorando simultáneamente los pagos solidarios para toda la comunidad del fútbol”, indicó la Superliga en un comunicado.

Los equipos ingleses terminaron acatando las declaraciones del presidente de la UEFA, Aleksander Ceferin, quien los conminó a seguir siendo parte de la Liga de Campeones, que cuenta con criterios de clasificación con base en el desempeño de los equipos en sus respectivas ligas nacionales.

“Dije ayer que es admirable el admitir un error y que estos clubes habían cometido un gran error”, dijo Ceferin. “Pero ellos han vuelto al redil, y sé que tienen mucho que ofrecer, no sólo a nuestras otras competiciones, sino al deporte europeo en general.

“Lo importante ahora es que avancemos, reconstruyamos la unidad que disfrutó el deporte antes de esto y salgamos jungos adelante”.

El martes por la noche, cuando quedó claro que el Chelsea y el City renunciarían a la Superliga, el capitán de Liverpool, Jordan Henderson, publicó junto con sus compañeros un mensaje en el que se mostró a favor de seguir en las competiciones europeas abiertas.

Liverpool es propiedad del mismo grupo de inversionistas que es dueño de los Medias Rojas de Boston en el béisbol de las Grandes Ligas. Eventualmente, el equipo emitió un comunicado en el que agradeció a todos, dentro y fuera del club, por sus “valiosas contribuciones” antes de tomar la decisión de permanecer dentro de las estructuras existentes.

Luke Shaw, defensor del Manchester United, criticó también a su escuadra. En un tuit, manifestó su respaldo a la Liga de Campeones, minutos antes de que el club reculara.

“Hemos escuchado cuidadosamente la reacción de nuestros seguidores, del gobierno británcio y de otros interesados”, recalcó el equipo propiedad de la familia estadounidense Glazer, que cotiza en la Bolsa de Valores de Nueva York. “Seguimos comprometidos a trabajar con otros en la comunidad del fútbol para plantear soluciones sustentables a los retos que enfrenta este deporte en el largo plazo”.

Los Glazer son también dueños de los Buccaneers de Tampa Bay en la NFL. De igual forma, Stan Kroenke tiene a los Rams de Los Ángeles en su portafolios, lo mismo que al Arsenal.

El modelo de competición cerrada, común en los deportes de Estados Unidos, habría lucido atractivo para los dueños originarios de ese país, al ofrecer certeza financiera.

Pero escandalizó a los aficionados de los clubes ingleses.

“Nunca fue nuestra intención causar tanta molestia. Sin embargo, cuando llegó la invitación para unirnos a la Superliga, si bien sabíamos que no hay garantías, no quisimos quedarnos rezagados y buscamos proteger al Arsenal y a su futuro”, indicó el club del norte de Londres. “Luego de escucharlos a ustedes y a toda la comunidad del fútbol en los días recientes, nos estamos retirando de la propuesta de la Superliga. Cometimos un error y nos disculpamos por ello.

“Sabemos que llevará tiempo recuperar su confianza en lo que tratamos de lograr acá en el Arsenal, pero déjennos ser claros al señalar que la decisión de ser parte de la Superliga se basó en nuestro deseo de proteger al Arsenal, el club al que ustedes aman, y apoyar este deporte mediante u8na mayor solidaridad y estabilidad financiera”.

Manchester City fue el primer equipo en abandonar el barco, al señalar que “formalmente inició los procedimientos para retirarse del grupo que promueve la Superliga europea”.

El gobierno británico amenazó con presentar una legislación que impida a los clubes conformar una nueva competición europea que el primer ministro Boris Johnson tildó como un “cartel”.

“Es una buena noticia que Chelsea y City han entrado en juicio”, tuiteó el ministro de Cultura Oliver Dowden. “Todo lo de la ESL (Superliga) muestra cuán alejados de la realidad están los dueños. No han sabido anticipar la reacción de los hinchas, jugadores y todo el país. El fútbol es para los hinchas”.

El rechazo en Inglaterra a la Superliga se intensificó cuando la Liga Premier amenazó con tomar medidas contra los seis clubes rebeldes.

También habían aflorado grietas en el seno de los clubes de la Superliga. El técnico del Manchester City Pep Guardiola advirtió que sumarse a una competición cerrada aparte de la Champions podría dañar la integridad y valores del deporte. Su contraparte de Liverpool Jürgen Klopp se mostró igualmente reticente frente a los planes de los dueños de su club.

La Premier ya había amenazado con expulsar a los seis clubes de la Superliga si se iban por su propia cuenta en Europa. Los otros 14 clubes se reunieron el martes y de manera “unánime y enérgica” rechazaron los planes de la Superliga.

Los seis clubes ingleses, con los dueños estadounidenses de Manchester United, Liverpool y Arsenal al frente, habían establecido una alianza con otros clubes poderosos de España e Italia para fundar un torneo que revolucionaría las estructuras del fútbol europeo.

Chelsea y Tottenham también formaban parte del proyecto que les habría asegurado una participación garantizada año tras año en la Superliga, en vez de obtener la clasificación con base en el resultado en la previa temporada de la Premier.

“El deporte no es deporte cuando no existe una relación entre esfuerzo y recompensa”, dijo Guardiola, cuyo Manchester City lidera la tabla de la Liga Premier. “No es un deporte cuando el éxito está garantizado. No es un deporte si no importa perder”.

Directivos de la Premier y representantes de organizaciones de aficionados se reunieron con Johnson, quien rechazó la Superliga por ser “anticompetitiva y amenazó con lanzar lo que llamó una “bomba legislativa” para frenarla.

El gobierno habría podido aplicar la regla cláusula 50+1 que rige en Alemania y que otorga a los aficionados una mayoría de votos, lo cual protege a los clubes de quedar bajo el control de inversionistas privados.

“Todos los participantes estuvieron de acuerdo de que se necesitan tomar medidas para salvaguardar una competición justa y abierta, que es lo que queremos ver en el fútbol, y mantener el principio fundamental de que todo club tenga una oportunidad de enfrentar y ganar a los más poderosos”, dijo el despacho de Johnson en un comunicado.

La Superliga apuntaba a tener 15 clubes fundadores — con tres plazas por determinar — y otras cinco con un acceso más abierto.

Everton deploró la “arrogancia” de los clubes de la Superliga. Con nueve títulos, Everton es el cuarto equipo más laureado en la primera división inglesa y el cuadro de Merseyside era considerado como parte de la élite en la década de los 80 e inicios de los 90.

Su propietario mayoritario, el empresario británico-iraní Farhad Moshiri, ha invertido fuertes sumas en años recientes para que el equipo sea protagonista, fichando al astro colombiano James Rodríguez y al técnico Carlo Ancelotti para poder clasificarse a la fase de grupos de la Liga de Campeones por primera vez.

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo
Publicidad

Deportes

¿Cuál es la mejor actividad física en casa? Pilates, es la respuesta

Si algo odiamos todos, es que el aislamiento por la cuarentena ha sido obligatorio para todos y que hemos dejado de movernos. Y no solo para los grandes deportistas, ya que hasta los deportes a nivel mundial se cancelaron temporalmente, pero el quedarnos en casa hace que nos movamos mucho menos que hace algunos meses, ya que la rutina de trabajo exigía caminar, mínimo, del carro a la oficina, del escritorio al sanitario o a la copiadora, y así mil de ejemplos mas.

 

Trabajar desde casa implica estar sentados mas tiempo. Implica sentarnos en la silla de comedor, que son menos ergonómicas, o peor aún, al quedarnos en cama estamos más encorvados.

Esta situación trajo consigo una oferta infinita de entrenamientos que se ofrecen en línea, pero quienes no hacían ejercicio constante, difícilmente van a poder ejecutar una rutina exigente. Por esta razón, el ejercicio de Pilates se convierte en la mejor opción, por que trabaja postura, es de bajo impacto y se puede practicar donde sea y sin necesidad de equipo especial.

Pilates es una práctica de que se adapta perfectamente al sistema online ya que las rutinas están diseñadas por niveles (inicial, básico o intermedio y  avanzado) respetando las necesidades de cada individuo. Al ser ejercicios localizados, pausados y con rangos de movimientos establecidos, son fáciles de seguir desde una tableta, un teléfono inteligente o la pantalla de una computadora.

En pilates se trabaja la musculatura profunda en ejercicios que se trabajan desde el centro del cuerpo, es por eso que tanto a deportistas de alto nivel se les recomienda la practica de este, mismo que les ayuda a ejecutar movimientos mas certeros. Con la práctica  constante de pilates se adquiere un equilibrio o balance en todo el cuerpo, incluso personas con lesiones lo practican ya que no hay impacto en las articulaciones. También, los pilates mejora la concentración, reduce el estrés y ayuda al sueño.

Uno de los principios de pilates es la respiración, los instructores de pilates siempre hacen hincapié en la correcta respiración, por tanto los «pilateros» desarrollan pulmones fuertes. De igual manera, al concentrarnos en los movimientos ayudamos a reducir la tensión y eliminar el estrés, siendo uno de los efectos mas positivos y de mayor poder preventivo para el desarrollo de las enfermedades. buen descanso.

En Chihuahua, la mejor empresa para aprender y practicar esta práctica tanto presencial, como vía onlline es PurePilates que inició como un estudio de pilates presencial y se adaptó a las clases en linea tras la pandemia COVID 19, esto por que buscaron seguir ofreciendo a sus clientes la oportunidad de seguir practicando pilates desde casa.

En entrevista, las propietarias del negocio aseguraron «siempre quisimos ofrecer clases dinámicas y con explicaciones claras, que todos entiendan las instrucciones y que a su grado de habilidad siga siendo desafiante y a la vez obtener los resultados que brinda Pilates, por eso nuestras instructoras siempre buscan la capacitación constante. Aquí encontrarás clases de Pilates en piso y reformer, super dinámicas y con orientación fitness, es decir, los resultados físicos están completamente garantizados o regresamos el dinero».

PurePilates ha cambiado la vida de decenas de personas y ha llamado la atención lo económico de sus servicios. Actualmente una membresía mensual cuesta $500 pesos (Menos de 17 pesos al día) y los beneficios son enormes. Ante esto, nos explicaron: «Nuestro clientes tienen acceso a todas las clases. Cabe mencionar que estaremos invitando a grabar clase a profesionales de Pilates del habla hispana, también dentro de tu membresía tendrás acceso a esas y todas las clases, a la hora que gustes realizarlas».

Si te interesa ser parte de PurePilates, haz click en la imagen. Estamos seguros que no te arrepentirás.

 

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo

Deportes

12 grandes clubes de fútbol crean una Superliga europea y llueven las críticas desde ligas nacionales y gobiernos: ¿qué está pasando?

Doce grandes clubes de fútbol europeo acordaron crear una nueva Superliga continental, iniciativa que rápidamente se convirtió en blanco de críticas por parte de la FIFA, la UEFA y las ligas nacionales, así como por parte de líderes políticos.

 

¿Quién participará y qué formato tendrá?

De acuerdo con un comunicado oficial, emitido el pasado domingo, la nueva competición cuenta de momento con 12 clubes fundadores: Atlético de Madrid, Real Madrid, Barcelona (España), Milán, Inter, Juventus (Italia), Arsenal, Chelsea, Liverpool, Manchester City, Manchester United y Tottenham Hotspur (Inglaterra). Se planea que otros 3 equipos más se unan, mientras que otros 5 adicionales se clasificarían anualmente basándose en sus resultados durante la temporada anterior.

Los partidos de la Superliga empezarían en agosto y se jugarían a media semana, lo que permitiría a los clubes participar también en sus ligas nacionales. Los equipos serían divididos en dos grupos de diez, que celebrarían partidos de ida y vuelta. Como resultado, los tres mejores equipos de cada grupo se clasificarían automáticamente para cuartos de final, mientras que los que finaliazaran en cuarta y quinta posición jugaría una eliminatoria a doble partido para decidir quién ocupa los restantes puestos en la ronda.

La final de la liga tendría lugar en mayo en una sede neutral.

«La creación de la Superliga llega en un momento en el que la pandemia global ha acelerado la inestabilidad en el modelo de fútbol económico europeo actual», reza el comunicado.

En cuanto a la parte financiera del proyecto, los clubes señalan que el nuevo torneo «proporcionará un crecimiento económico significativamente mayor y apoyo para el fútbol europeo a través del compromiso a largo plazo para pagos de solidaridad ilimitados, que crecerán en consonancia con los ingresos de la liga», añadiendo que estos pagos «serán sustancialmente más altos» que los actuales en la competición europea. En ese contexto, destacaron que se espera que estos superen 10.000 millones de dólares durante el periodo de compromiso inicial.

Asimismo, el comunicado señala que los clubes fundadores «recibirán una cantidad de 3.500 millones de euros únicamente para apoyar sus planes de inversión en infraestructuras y compensar el impacto de la pandemia» del covid-19.

Al mismo tiempo, el banco estadounidense JP Morgan anunció que repartirá 4.210 millones de dólares a los clubes europeos que anunciaron la creación de la nueva competición.

«Ayudaremos al fútbol en todos los niveles y a llevarlo a su lugar correcto en el mundo», dijo el presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, elegido como primer presidente de la nueva competición. «El fútbol es el único deporte global en el mundo con más que 4.000 millones de fanes y nuestra responsabilidad como clubes grandes es responder a sus deseos», agregó.

Reacciones desde la FIFA, UEFA y ligas nacionales

Tras el anuncio, la FIFA emitió este lunes un comunicado en el que afirmó que «se mantiene firme a favor de la solidaridad en el fútbol y de un modelo de redistribución equitativa que pueda ayudar a desarrollar el fútbol como deporte, particularmente a nivel global, ya que el desarrollo del fútbol global es la misión principal» del organismo.

«La FIFA solo puede expresar su desaprobación ante ‘la separatista liga cerrada europea’ fuera de las estructuras de fútbol internacionales y [que] no respeta los principios mencionados», declaró.

Mientras tanto, la UEFA publicó el pasado domingo una declaración conjunta con la Asociación Inglesa del Fútbol, la Premier League inglesa, la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), LaLiga, la Federación Italiana de Fútbol (FIGC) y la Serie A de Italia. Resaltaron que, junto con la FIFA y todas las federaciones miembros, continuarán con sus «esfuerzos para detener este cínico proyecto, un modelo que se basa en el interés propio de unos pocos clubes en un momento en que la sociedad necesita más que nunca la solidaridad».

«Estudiaremos todas las medidas a nuestro alcance, a todos los niveles, tanto judiciales como deportivas, para evitar que esto ocurra. El fútbol se basa en competiciones abiertas y en el mérito deportivo; no puede ser de otra manera», enfatizaron.

En ese contexto, reiteraron que, «tal y como anunciaron previamente la FIFA y las seis Confederaciones», «los clubes afectados no podrán participar en ninguna otra competición a nivel nacional, europeo o mundial, y sus jugadores podrían verse privados de la oportunidad de representar a sus selecciones nacionales».

Además, agradecieron a los clubes, «especialmente, a los franceses y alemanes», que rechazaron unirse a la iniciativa, mientras que llamaron «a todos los amantes del fútbol, a los aficionados y a los políticos para que se unan a nosotros en la lucha contra este proyecto».

Mientras, LaLiga declaró en otro comunicado que «condena enérgicamente la propuesta» de crear «una competición europea secesionista y elitista, que ataca los principios de la competitividad abierta y del mérito deportivo que ocupan lo más profundo del ecosistema del fútbol nacional y europeo». «La nueva propuesta de competición europea no es más que un planteamiento egoísta, diseñado para enriquecer aún más a los más ricos», continúa el texto, agregando que la realización del proyecto «socavará el atractivo de todo el juego y tendrá un impacto profundamente perjudicial para el futuro inmediato de LaLiga, de los clubes que la componen y de todo el ecosistema futbolístico».

Desde la Unión del Fútbol de Rusia (RFS, por sus siglas en ruso) también se expresaron en contra de la Superliga. «Esta idea contradice los valores básicos de no solo la comunidad de fútbol, sino de toda la [comunidad] europea», afirmó su presidente, Alexánder Diúkov. «El nuevo torneo destruirá completamente el sistema de desarrollo sostenible del fútbol formado durante muchos años, basado en la igualdad y en los intereses de todos los aficionados y miembros de la industria; pondrá en peligro las perspectivas de las selecciones [nacionales] y de sus jugadores; borrará el trabajo de muchos años de la UEFA y la FIFA», lamentó.

 

Macron y Johnson también criticaron la iniciativa

Diversos líderes políticos también se mostraron muy críticos con la iniciativa.

El primer ministro de Reino Unido, Boris Johnson, escribió en su cuenta de Twitter que los planes de crear la Superliga «serían muy perjudiciales para el fútbol». «Golpearían en el corazón del juego doméstico y preocuparán a los fanes en todo el país», defendió.

Ninguno de los clubes de Francia apoyó la creación de la Superliga, una decisión alabada por el presidente del país, Emmanuel Macron. «El Estado francés apoyará todas las gestiones de la LFP [Liga de Fútbol Profesional], la FFF [Federación Francesa de Fútbol], la UEFA y la FIFA para proteger la integridad de las competiciones federales, sean nacionales o europeas», declaró el Palacio del Elíseo en un comunicado.

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Facebook

Publicidad
Publicidad

Lo más visto