Conecta con nosotros

México

GM invertirá más de 1.000 millones de dólares para producir vehículos eléctricos en México y el plan es tachado de «bofetada» por obreros de EE.UU.

El fabricante automotriz estadounidense General Motors dio a conocer este jueves sus planes de invertir más de 1.000 millones de dólares en su planta de Ramos Arizpe (México) para fabricar vehículos eléctricos. El anunció ha generado la indignación de un sindicato de trabajadores del sector en EE.UU.

Ubicada en el estado de Coahuila, fronterizo con Texas, la fábrica ensambla actualmente vehículos de combustión interna, como los modelos Chevrolet Equinox y Chevrolet Blazer, además de motores y cajas de transmisión. El lanzamiento de los vehículos eléctricos está previsto para 2023.

Con mayor celeridad aún, en junio próximo se inaugurará dentro del complejo una planta de pintura, mientras que en el segundo semestre de este año se iniciará la fabricación de baterías y componentes eléctricos, incluyendo sistemas de propulsión.

GM afirmó en un comunicado que parte de la inversión inicial está dirigida a una expansión «con el objetivo de convertir al complejo Ramos Arizpe en la quinta planta manufacturera de GM Norteamérica en producir vehículos eléctricos».

Las otras son las de Spring Hill, Tennessee; Factory Zero, en Detroit-HamTramck, Michigan; Orion, en Michigan, y CAMI en Ingersoll, Ontario (Canadá).

Bofetada indecorosa

En Estados Unidos, el sindicato United Auto Workers (UAW) criticó duramente la decisión de GM de desarrollar la fabricación de vehículos eléctricos en México, en vez de emplear mano de obra nacional para este fin.

«En momentos en que GM está solicitando inversiones significativas al Gobierno estadounidense para subvencionar los vehículos eléctricos, esto es una bofetada no solo para los miembros de UAW y sus familias, sino también para los contribuyentes y toda la fuerza laboral estadounidense», reclamó el vicepresidente de la organización sindical, Ferry Ditties, al calificar de «indecoroso» el aceptar subsidios gubernamentales y fabricar vehículos fuera de EE.UU.

La planta de Ramos Arizpe seguirá produciendo vehículos Chevrolet Equinox y Chevrolet Blazer, así como motores y transmisiones. Actualmente emplea de manera directa a 5.600 personas y, además de producir para el mercado doméstico, exporta a más de 40 países.

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo
Publicidad

México

«No nos dejan vivir en paz»: niños armados en México intentan sobrevivir a la guerra del crimen organizado

Tienen solo entre 6 y 16 años, pero ya entrenan con viejas escopetas o armas construidas de madera. En un pequeño poblado de la montaña baja del estado de Guerrero, al sur de México, un grupo de niños entrena con la policía comunitaria. Mientras el 30 de abril en el país se celebra el Día del Niño, estos menores le dijeron a CNN que la guerra del crimen organizado no les ha dejado otra opción que defenderse. A ellos, a su pueblo y a su familia.

«Entramos porque Los Ardillos quieren acabar con todo lo de aquí. Nosotros estamos aquí para defendernos, nada más, no para ser delincuentes. Nosotros tomamos las armas porque necesitábamos defendernos de los grupos delictivos, quieren acabar con nosotros, con los de este pueblo», le dijo uno de los menores que integra la policía comunitaria a CNN.

Los Ardillos es uno de los 40 grupos del crimen organizado que operan en el estado de Guerrero, según un informe de The International Crisis Group, publicado en 2020. Estas bandas o cárteles, asegura la organización, han convertido el estado en el epicentro del crimen organizado en México.

Participan en la producción y el tráfico de drogas, sobre todo heroína para el mercado de Estados Unidos, indicó el reporte. También en otros hechos delictivos, entre ellos la extorsión. En zonas como Ayahualtempa, además, se registran violentas batallas por el control del territorio. CNN tuvo acceso a las entrañas de estos poblados ubicados entre las montañas de México.

Y en la mitad de la guerra del crimen organizado, están ellos, los niños. «Me gustaría que fuera mi vida muy bien, pero como el grupo delictivo Los Ardillos no nos dejan vivir en paz…», dice otro de los menores.

Según explicaron los niños, sus padres aceptaron que se integrarán a la policía comunitaria. Se trata de un grupo de civiles, no vinculados a las fuerzas de seguridad, que vigilan este pequeño poblado. Todo con el objetivo de evitar la acción del crimen organizado.

«Me gustaría en vez de estar aquí con las armas, me gustaría seguir estudiando. Pero pues no se puede, y la escuela está en territorio de donde están Los Ardillos y pues no podemos ir ahí», menciona uno de los niños.

El gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo, lamentó el hecho y señaló que son actos innecesarios. Astudillo agregó que en la región existen varios puntos de seguridad con miembros de la policía estatal.

Pero estos niños piensan lo contrario y por eso piden ayuda. «Que nos venga a apoyar en el resguardo, porque la escuela que está, la secundaria, está cerca del enemigo», responden.

Y si todo sale bien y si consiguen el futuro que quieren, algunos de ellos piensan que cuando sean grandes quisieran ser policías, o maestros, o doctores. «Para así defender a mi pueblo, defender a mi familia», agregó uno. «Para ayudar a los enfermos», dice otro.

Para ellos la celebración del Día del Niño queda aplazada y no porque no les guste… sino porque en este momento lo que están intentando es sobrevivir a una guerra que no es suya.

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo

México

Avalan iniciativa para que escuelas den acceso gratuito a productos de higiene menstrual

Ahora niñas y adolescentes tendrán acceso gratuito a productos de higiene menstrual en escuelas públicas de nivel básico y medio superior, debido a la reforma a la Ley General de Educación, aprobada por la Cámara Diputados.

Con 432 votos a favor y una abstención, el Pleno de la Cámara de Diputados aprobó este jueves 29 de abril el dictamen que reforma el artículo 114 de la Ley General de Educación en materia de salud y gestión menstrual, el cual fue remitido al Senado de la República para su análisis y eventual ratificación.

En coordinación con las autoridades sanitarias, las autoridades educativas federales y estatales ahora tienen la obligación de promover la salud y gestión menstrual, a través de diferentes acciones, como facilitar el acceso gratuito a productos de gestión menstrual, como toallas sanitarias, tampones y copas menstruales a las personas que lo requieran en las escuelas públicas de nivel básico y medio superior.

Lo anterior fue propuesto por las legisladoras Martha Tagle, Laura Rojas, Lorena Villavicencio, Wendy Briceño y Verónica Juárez, entre otras.

La diputada Martha Tagle enfatizó que la falta de productos de gestión menstrual, así como a información veraz y atención médica especializada, además del estigma social que existe en torno a la menstruación, aumenta la probabilidad de ausentismo y deserción escolar.

Comentó que, con la aprobación de la reforma, se sientan las bases para avanzar hacia una política pública que garantice a niñas, adolescentes y mujeres el acceso a la posibilidad de vivir una menstruación de forma higiénica, íntima, cómoda, segura y digna.

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Facebook

Publicidad
Publicidad

Lo más visto