Conecta con nosotros

Nota Principal

Patrick Crusius, autor del tiroteo de El Paso, libra la muerte, es condenado a 90 cadenas perpetuas

Un hombre blanco que mató a 23 personas en un ataque racista contra compradores hispanos en un Walmart de la ciudad fronteriza de El Paso, Texas, fue sentenciado a 90 cadenas perpetuas consecutivas, pero aún podría enfrentar más castigos, incluida la pena de muerte.

A principios de este año, Patrick Crusius, de 24 años, se declaró culpable de casi 50 cargos federales de delitos de odio en el tiroteo masivo de 2019 en El Paso, lo que lo convierte en uno de los casos de delitos de odio más grandes en EU.

Crusius, vestido con un mono y grilletes, no mostró ninguna reacción visible cuando se leyó el veredicto.

La policía dice que Crusius condujo más de 700 millas desde su casa cerca de Dallas para atacar a los hispanos con un rifle estilo AK dentro y fuera de la tienda. Momentos antes de que comenzara el ataque, Crusius publicó una diatriba racista en línea que advertía sobre una “invasión” hispana de Texas.

En los años transcurridos desde el tiroteo, los republicanos han descrito a los inmigrantes que cruzan la frontera sur de Estados Unidos como una “invasión”, rechazando a los críticos que dicen que la retórica alimenta las opiniones antiinmigrantes y la violencia.

Crusius se declaró culpable en febrero después de que los fiscales federales retiraran la pena de muerte de la mesa. Pero los fiscales de Texas han dicho que intentarán poner a Crusius en el corredor de la muerte cuando sea juzgado en un tribunal estatal. La fecha del juicio aún no se ha fijado.

Joe Spencer, el abogado de Crusius, le dijo al juez antes de la sentencia que su cliente tenía el «cerebro roto» y que había perdido el contacto con la realidad.

“El pensamiento de Patrick está en desacuerdo con la realidad… resultando en un pensamiento delirante”, dijo Spencer a la corte.

Sentencia a Crusius, tras declaraciones de familiares de las víctimas

La sentencia del juez federal de distrito David Guaderrama en El Paso siguió a dos días de impactantes declaraciones de familiares de las víctimas, incluidos ciudadanos de México. Además de los muertos, más de dos docenas de personas resultaron heridas y muchas otras quedaron gravemente traumatizadas mientras se escondían o huían.

Uno por uno, los miembros de la familia aprovecharon su primera oportunidad desde el tiroteo para dirigirse directamente a Crusius, describiendo cómo sus vidas se han visto alteradas por la pena y el dolor. Algunos lo perdonaron. Un hombre mostró fotografías de su padre asesinado e insistió en que el pistolero las mirara.

El esposo de Bertha Benavides, Arturo, estaba entre los asesinados.

“Dejaste a los niños sin sus padres, dejaste a los cónyuges sin sus cónyuges y todavía los necesitamos”, le dijo al criminal.

Durante las declaraciones iniciales de las víctimas, Crusius ocasionalmente giraba en su asiento o movía la cabeza con pocas señales de emoción. El jueves, sus ojos parecieron hincharse cuando las víctimas condenaron la brutalidad de los tiroteos y exigieron que Crusius respondiera y rindiera cuentas por sus acciones. En un momento, Crusius consultó con un abogado defensor a su lado e hizo un gesto de que no respondería.

La familia de Crusius no apareció en la sala del tribunal durante la fase de sentencia.

Ataque a hispanos en El Paso, el más mortífero entre docena de tiroteos en EU

El ataque fue el más mortífero de una docena de tiroteos masivos en Estados Unidos vinculados a crímenes de odio desde 2006, según una base de datos compilada por The Associated Press, USA Today y Northeastern University.

Antes del tiroteo, Crusius parecía consumido por el debate de inmigración de la nación, tuiteando #BuildtheWall y publicaciones que elogiaban las políticas fronterizas de línea dura del entonces presidente Donald Trump. Fue más allá en su diatriba publicada antes del ataque, haciendo sonar las advertencias de que los hispanos se iban a hacer cargo del gobierno y la economía.

A medida que avanzaba la fase de sentencia, algunos defensores de los derechos de los inmigrantes hicieron nuevos llamados a los políticos para que suavizaran su retórica sobre la inmigración. Los republicanos, incluido el gobernador de Texas, Greg Abbott, han presionado por acciones más agresivas para fortalecer la frontera sur de Estados Unidos.

La tía de Amaris Vega murió en el ataque y su madre sobrevivió por poco a una herida del tamaño de una pelota de béisbol en el pecho. En la corte, Vega criticó el “patético y lamentable manifiesto” de Crusius que prometía librar a Texas de los hispanos.

«¿Pero adivina que?, no lo hiciste. Fallaste”, le dijo. “Todavía estamos aquí y no vamos a ningún lado. Y durante cuatro años has estado atrapado en una ciudad llena de hispanos. … Así que deja que eso se asiente”.

Margaret Juarez, cuyo padre de 90 años murió en el ataque y cuya madre resultó herida pero sobrevivió, dijo que le parecía irónico que Crusius pasara su vida en prisión entre reclusos de minorías raciales y étnicas. Otros familiares y sobrevivientes en la sala del tribunal aplaudieron mientras celebraba su libertad.

“Nada en las aguas de la prisión”, le dijo a Crusius. Ahora vamos a disfrutar del sol. … Todavía tenemos nuestra libertad, en nuestro país”.

Las personas que murieron tenían edades comprendidas entre un atleta de secundaria de 15 años y varios abuelos. Incluían inmigrantes, un conductor de autobús urbano jubilado, maestros, comerciantes, incluido un ex trabajador del hierro, y varios ciudadanos mexicanos que habían cruzado la frontera de EU en viajes de compras de rutina.

Dos adolescentes contaron cómo escaparon por poco del alboroto de Crusius mientras participaban en una recaudación de fondos para su equipo de fútbol juvenil afuera de la tienda. Los padres resultaron heridos y el entrenador de fútbol, Guillermo García, murió meses después a causa de las heridas del ataque.

Ambos jóvenes dijeron que todavía les atormenta el miedo a otro tiroteo cuando están en lugares públicos.

“Un cobarde le disparó a quemarropa y había su sangre inocente, por todas partes”, dijo Kathleen Johnson, cuyo esposo David estaba entre las víctimas. “No sé cuándo seré el mismo. … El dolor que has causado es indescriptible”.

México

AMLO SÍ influyó en las elecciones 2024 a favor de Morena, determina el Tribunal Electoral

La Sala Especializada del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) determinó que el presidente Andrés Manuel López Obrador difundió propaganda gubernamental en período prohibido, realizó promoción personalizada, hizo uso indebidamente recursos públicos y vulneró los principios de imparcialidad, neutralidad y equidad en la elección, por sus declaraciones en la conferencia “mañanera” del pasado 12 de abril de 2024, que fueron susceptibles de generar una influencia “indebida”. 

La Sala Especializada consideró que las expresiones de AMLO son consideradas infractoras, porque trataron sobre logros y acciones de gobierno; además que fueron de carácter electoral y fueron susceptibles de generar una influencia “indebida”en los procesos electorales federal y locales.

“Las expresiones fueron consideradas infractoras, porque versaron sobre logros y acciones de gobierno, es decir, constituyeron  propaganda gubernamental, cuya difusión debe suspenderse desde el inicio de la campaña y hasta la conclusión de la jornada electoral. Además, fueron de carácter electoral (hubo una intención de rechazo hacia una candidatura y opciones políticas diferentes a la que lo llevó al poder) y fueron susceptibles de generar una influencia indebida en los procesos electorales federales y locales”, señaló.

AMLO no puede ser sancionado 

A través de un comunicado, la Sala Especializada explicó que el presidente no puede ser sancionado por infracciones electorales, de acuerdo con la Constitución, pero sí se declara su responsabilidad por las infracciones señaladas, según criterios sostenidos por la Sala Superior de este tribunal.

Además se responsabilizó por las mismas conductas s los siguientes funcionarios:

  • Jesús Ramírez Cuevas, coordinador de Comunicación Social y vocero de la Presidencia
  • Jessica Ramírez González, directora general de Comunicación Digital de la Presidencia
  • Pedro Daniel Ramírez Pérez, jefe de departamento adscrito a la citada coordinación
  • Sigfrido Barjau de la Rosa, director del Centro de Producción de Programas Informativos y Especiales (Cepropie)

De dichas personas servidoras públicas, se ordenó dar vista al Órgano Interno de Control de la Presidencia de la República para que determine lo que en Derecho corresponda.

Continuar Leyendo
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Más visto