Conecta con nosotros

Opinión

No dejes ir la inspiración. Por Nancy Anahí Toledo

A veces pierdo la inspiración…no solo de escribir alguna reflexión, a veces va más allá. A pesar de que tenga ganas de hacer algo, hay momentos o días enteros en que no encuentro motivación para seguir o empezar.

Cuando vienen los momentos de inspiración es increíble que puedes hacer en 10 minutos lo mismo que en otros días con gran esfuerzo lograste.

No hay más pretextos, y la mente conecta con el cuerpo y empiezan a trabajar como la maquina perfecta que son…llena de energía y felicidad por lo que estás haciendo.

Es cierto que puedes preparar el ambiente, hacer horarios, ser disciplinada…y todo esto rendirá sus frutos. Seguro que avanzas en tus proyectos, físicos o intelectuales. Pero corríjanme si estoy mal hablando de estos momentos mágicos de iluminación en donde no puedes parar y todo fluye en armonía, y estás feliz de sentirte así. Capaz. Productiva.

Yo sé que existen y trato de recordarlo siempre que me siento tan falta de ganas, cuando pierdo la inspiración y hasta me pregunto si vale la pena retomar, o empezar a hacer algo. Si les ha pasado esto, detecten ese estado de ánimo y traten de compensarlo pensando en que vienen los momentos de luz y motivación imparables…y que todo puedes!

Recuerda por qué empezaste, porque o para que lo haces…empuja un poco tus límites, porque hay días que vas avanzando de subida, y pesa más, cuesta el doble de trabajo, pero ya vendrá la bajadita y entonces podrás avanzar mucho más, sin esfuerzo, relajado, disfrutando…

A veces pierdo la inspiración, pero no la dejo ir muy lejos…después de todo estoy convencida que siempre regresa.

Nancy Anahi Toledo Rascón
Instagram @eso.pienso
Facebook Eso pienso

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo
Publicidad -

Opinión

Opinión: No dejes ir la inspiración, por Nancy Toledo

A veces pierdo la inspiración no solo de escribir alguna reflexión, a veces va más allá. A pesar de que tenga ganas de hacer algo, hay momentos o días enteros en que no encuentro motivación para seguir o empezar.

Cuando vienen los momentos de inspiración es increíble que puedes hacer en 10 minutos lo mismo que en otros días con gran esfuerzo lograste.

No hay más pretextos, y la mente conecta con el cuerpo y empiezan a trabajar como la maquina perfecta que son… llena de energía y felicidad por lo que estás haciendo.

Es cierto que puedes preparar el ambiente, hacer horarios, ser disciplinada… y todo esto rendirá sus frutos. Seguro que avanzas en tus proyectos, físicos o intelectuales. Pero corríjanme si estoy mal hablando de estos momentos mágicos de iluminación en donde no puedes parar y todo fluye en armonía, y estás feliz de sentirte así. Capaz. Productiva.

Yo sé que existen y trato de recordarlo siempre que me siento tan falta de ganas, cuando pierdo la inspiración y hasta me pregunto si vale la pena retomar o empezar a hacer algo. Si les ha pasado esto, detecten ese estado de ánimo y traten de compensarlo pensando en que vienen los momentos de luz y motivación imparables… ¡y que todo puedes!

Recuerda por qué empezaste, por qué o para que lo haces… empuja un poco tus límites, porque hay días que vas avanzando de subida, y pesa más, cuesta el doble de trabajo, pero ya vendrá la bajadita y entonces podrás avanzar mucho más, sin esfuerzo, relajado, disfrutando…

A veces pierdo la inspiración, pero no la dejo ir muy lejos…después de todo estoy convencida que siempre regresa.

Nancy Anahi Toledo Rascón
Instagram @eso.pienso
Facebook Eso pienso

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Facebook

Publicidad
Publicidad

Lo más visto